•  
  • Cursos

     

    Dificultades y ayudas en el Kriya Yoga
    Parte 1: Culpabilidad y Satsang
    por Premananda

     


    Con este artículo empiezo una serie en la que voy a explicar algunas de las dificultades que me encontré en mi camino del Kriya Yoga así como lo que en su momento me ayudó a superarlas.


    La primera dificultad que me encontré en mi práctica diaria de Kriya Yoga, fue estabilizar mi sadhana y el tratar con la culpabilidad que sentía como consecuencia de no realizar mi sadhana.

    Cuando yo empecé a practicar el Kriya yoga, tenía el pensamiento "debo de hacer mi práctica", debo de hacer yoga. Pensamiento que aparentemente es bueno y que en realidad tenía consecuencias negativas en mi persona.

    A veces el utilizar el verbo deber nos ayuda, nos ayuda a superar períodos de pereza o desgana, uno siente que debe de hacer yoga, y en este caso se sienta en el cojín o se tumba en la esterilla y realiza sadhana, y después de ello, a menudo, recibe el beneficio de sentirse bien, de encontrarse mejor después de realizar su práctica.

    Sin embargo, otras veces, el practicante de yoga a pesar de tener el pensamiento de que debe hacer yoga, se deja llevar por la pereza, o por la falta de tiempo o espacio en ese momento, y no lo hace, no practica yoga. Y como consecuencia de todo esto se siente mal, se siente culpable. Y se castiga mentalmente y emocionalmente con pensamientos del tipo: "No soy bueno", "Soy malo", "Soy débil", "No tengo fuerza de voluntad", "No sirvo para ser un yogui", "No soy capaz de seguir nada"… y los estados emocionales correspondientes de culpabilidad, vergüenza, enfado, rabia, ira, ansiedad, tristeza, depresión…

    En Huelva, en agosto de 2011, en un retiro de tercer nivel con Satchidananda, hablando sobre esto, al comentarle que me sentía culpable de no realizar mi práctica de manera estable, sin ningún tipo de juicio negativo hacia mi persona y con una sonrisa me dijo "El yoga no es sobre la culpabilidad" y que simplemente se trataba de ir integrando la sadhana en la vida diaria, como un hábito más, como algo que uno hace sin cuestionar, como lo es el lavarse los dientes.

    En mi última peregrinación a India, en el grupo liderado por Satyananda, me ayudaron a entender mi práctica de Kriya yoga, tanto los días que hicimos Sadhana juntos, como los días que no la hicimos por cansancio, viajes largos, etc. Resultado fuera culpabilidad y acercamiento a la práctica como algo que no tiene que ver con el debe o no.

    Al focalizarse en el debe aparece rápidamente la culpabilidad y sus estados asociados de desvalorización de tu propia persona, vergüenza, baja autoestima, enfado contra uno mismo, ganas de dejar la práctica… Y en cambio, recordando lo que me dijo Satchidananda "Yoga no es sobre la culpabilidad", si te focalizas en los beneficios de la práctica y en cómo te encuentras después de realizarla todo te será más sencillo y sin culpabilidad.

    Y aquí es donde aparece algo que me ayudó mucho a lo largo de todos estos años, y el consejo que puedo dar:

    Asiste u organiza un Satsang regularmente en tu entorno, cerca de donde vives.

    Durante años organicé una reunión Satsang mensual con iniciados de Kriya yoga. A veces en invierno salía de casa a las 19:30, de noche para asistir al Satsang. Y a veces tenía el pensamiento "Este es el último. No lo voy a organizar más" Y la realidad es que a la vuelta del Satsang nunca me arrepentí de haber ido, siempre volvía mejor, sintiéndome renovado, y con ganas de seguir en el camino de Kriya yoga. No importaba si me había desconectado de la práctica las últimas semanas, esto siempre me volvió a conectar al Kriya yoga, y me animó a seguir con la práctica.

    Te animo a que organices o participes en las reuniones de Satsang en tu zona. El satsang te ayudará de las siguiente formas:

    • Con amabilidad y dulzura te recordará lo que es el Kriya yoga, lo sentirás dentro y te retornará al camino del Kriya yoga si lo estabas dejando.

    • Te refrescará en tu práctica y tu interés por ella.

    • Te permitirá compartir con otros practicantes, no te sentirás solo.

    • Te apoyará en tus momentos bajos y sustentarás a otros en tus momentos altos.

    • Practicar con otros a la vez puede ser una experiencia totalmente distinta de cuando lo haces solo.

    Y podrás ver que asistiendo u organizando regularmente Satsangs tu práctica se irá estabilizando, hasta que no sea cuestionada, de forma natural, y casi sin darte cuenta la podrás integrar en tu vida.

    Y si no tienes estudiantes de Kriya yoga en tu área, podrás hacer reuniones donde practiques y enseñes las posturas, o asistir regularmente a alguna clase de Hatha yoga, o meditación con otras personas. Hasta que eventualmente todo contacto que mantengas en tu vida con otras personas se convierta en un Satsang. Todo lo que necesitas es una mente abierta.

    Amándote en toda condición.

    Premananda


    * Para orientaciones de como organizar un Satsang con estudiantes de Kriya Yoga puedes consultar el artículo "Satsang".



    + Artículos de meses anteriores:

    - Gurupurnimá: celebrando al Gurú eterno

    - Yoga Nidra, el descanso yóguico

    - Entrega, auto-ofrenda y consagración

    - La gracia del gurú

    - El poder del silencio

    - Cómo Babaji salvó mi vida

    - El poder del Nombre

    - Buscando guía en nuestra práctica espiritual

    - Manejando la mente

    - ¿Cómo sabemos si estamos progresando espiritualmente?

    - ¿Cómo ganar la gracia de Babaji?

 

 

info@kriyayogadebabaji.net - Copyright 2012©www.kriyayogadebabaji.net. Todos los Derechos Reservados